“Como cuando se despierta de un sueño / y se buscan / arañazos en las manos”

Al volver, me encontré con que el boletín que me regala un poema cada día hoy me reservaba éste.

Y asentí.

Tres piedras en mi bolsillo, recogidas cerca del mar
dos negras, una amarilla ocre, planas y lisas, muy lisas
pienso al tocarlas en el camino y el tiempo recorridos
pienso al tocarlas en el deseo de adentrarse en lo desconocido
en la fuerza interna que suelda sus partículas, en la de
los vientos, las arenas y las aguas
cuyo juego me permite no sé por qué
tocar algo así como
un duro nudo de ser en lo abierto

(Lorand Gaspar)

caillou

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *