No me puedo creer que hayan vuelto el rosa-rosae, Quintus, y toda la familia

Resulta que por malos vaivenes de las convalidaciones (para la UNED el alemán no es una lengua filosófica, gran titular como Alba dijo), aquí me hallo que me hallo desplegando los desplegables de conjugaciones y declinaciones latinas, con sus repeticiones y sus desesperaciones, un poco amarillitos por las junturas del celo,  con mi letra más redonda de hace unos años y su contemporánea pasión por los bolis de colores.

(más…)

Leer Más