Y hay más, y hay más

Otra cosa que me encontré a la vuelta -y a la que también asentí, pero más bailongamente- es que ya se puede descargar el último disco de Raíces y Puntas, una banda que me tiene atrapada desde que me la hicieron conocer. Yo ya lo he hecho y confirmo que, como ellos mismos dicen, “le alegrarán a usted las mañanas, harán sus días más intensos, y sus noches más festivas”. Poesía rumbera y risueña para cantar en alto.

Vamos, que ya no escucho otra cosa con el primer café 😉

(Igual hasta alguno de los conciertos os pilla cerca. Si es así, ¿os tomáis una a mi salud?) (más…)

Leer Más

“Y en los muros salió / todo un marjal de espigas”

Algunos amigos y algunos carteles me recuerdan que hoy es el Día de la Tierra Palestina, que conmemora la primera oposición masiva a las expropiaciones por parte de Israel.

Luego, encuentro un interesante artículo cargado de pistas a las que viene bien dedicar un ratito para no olvidar, para aclarar conceptos, para no no-enterarse, para seguir pensando:

(más…)

Leer Más

Un regalo por tu…

Sara, oportuna siempre en sus palabras, me recuerda que hoy es el día de la poesía. No soy yo dada a onomásticas, días de las mujeres, días de los padresmadres, de los trabajos, de los amores, pero me digo que today is the day: llevaba tiempo esperando la ocasión para compartiros las palabras de un tipo, Abdellatif Laâbi, que he descubierto (en una exploración que vale todas las anteriores pesquisas infructuosas en librerías) y no he parado desde entonces de leer. La consecuencia directa, claro, fue empezar a traducirlo para que no se lo perdieran, una vez más, algunos amigos que sin saberlo lo llevaban leyendo en el aire siempre (porque, ¿increíblemente?, los de este autor son otros libros que aún no han sabido llegar a nuestros estantes).

Decido subirlo aquí hoy porque este es un país en que, aunque hoy se celebre la palabra entre fastos en Marrakech, la gente sigue pudiendo ir a la cárcel por sus versos.

A este poeta le pasó. Escribió y estuvo diez años entre rejas. Lo escribió también, y desde que salió vive en el exilio.

[Inciso precavido: es cierto, digámoslo para evitar la mitificación: ahora, vuelve de visita, y sale en los periódicos de acá, venerado, homenajeado como héroe en esta supuesta transición. Una se pregunta si es, de su parte, rendición, ironía o simplemente esperanza. Pero, negándome a creer que uno se rinda cuando ya no hay nada que perder, yo voto por la esperanza: porque el poder nunca ha sabido leer del todo entre las líneas de la poesía. Y la esperanza, en la ironía: ahora van a publicar su obra completa, y traducirla al árabe para que todo el mundo aquí pueda leerla -como si no se dieran cuenta de que nada ha cambiado-. La justicia poética tiene caminos extraños.]

Este post es largo, rompe todas las reglas de la red. No podréis leerlo apresurados. Lo leeréis con calma o no lo leeréis. Yo sólo quería haceros un regalo en su, tu, nuestro día, como el que pone en las manos un libro dedicado.

Pero antes de leerlo por alto, recordad que por cada una de estas palabras, este señor se jugaba la libertad.

Y feliz día de la poesía. Que no decaiga.

(más…)

Leer Más

No me puedo creer que hayan vuelto el rosa-rosae, Quintus, y toda la familia

Resulta que por malos vaivenes de las convalidaciones (para la UNED el alemán no es una lengua filosófica, gran titular como Alba dijo), aquí me hallo que me hallo desplegando los desplegables de conjugaciones y declinaciones latinas, con sus repeticiones y sus desesperaciones, un poco amarillitos por las junturas del celo,  con mi letra más redonda de hace unos años y su contemporánea pasión por los bolis de colores.

(más…)

Leer Más

“Up in the air”

Pensaba estos días que hay modos de vida que requieren olvidarse de todo todo el tiempo. No puedes permitirte recordar que la gente a la que empiezas apenas a conocer no será parte de tu vida cuando pasen unos meses. No es útil ni necesario pensar que el hogar que estás armando con mimo lo vas a echar abajo, una vez más, cuando el calendario llame a la puerta. No, no puedes darle tregua al recuerdo de que estás de paso… como de costumbre.

Ayer me costó recordar qué piso marcaba en el ascensor en mi “hotel” en Madrid. Cuando lo logré, di un paso más: y no logré estar segura de que el piso en el que creo acordarme de que vivía en París fuera el que pienso. ¿Cuarto qué?

(más…)

Leer Más

As-smá dieli

Yo nunca me resisto a jugar. Por eso, me froté las manos cuando recibí, con el grupo-facebook de efebecarios repartidos por el globo por remitente, este mensaje:

María propone desde su blog, después de un apasionado debate sobre los cielos de nuestras respectivas ciudades, que el sábado día 6 fotografiemos los cielos de nuestros destinos para hacer un trabajo comparativo y decidir que cielo mola más.
La idea es colgar luego las fotos en los blogs, pero los que no tengan blog que se animen y las cuelguen en el foro,

explicaba la convocatoria.

Luego, Álex añadía:

En realidad no es un “a ver qué cielo mola más” si no un “¿Y de qué color se verá el cielo de Lima hoy?”, “¿Qué ve Nina en este momento si levanta la vista al cielo?”… pero como es más cursi, podemos hacer la competición, jaja…

(más…)

Leer Más